2 de diciembre de 2010

JOSÉ MARÍA MAGUREGUI



Ficha del entrenador
Nombre completo José María Maguregui Ibarguchi
Fecha de nacimiento 16 de junio de 1934
Lugar de nacimiento Miravalles (Vizcaya) 
Total partidos98
Partidos Ganados33
Partidos Empatados34
Partidos Perdidos31
Temporadas en el club4  (1977-78, 1987-90)

Cuando alguien dice “Maguregui”, el cerebro futbolero responde: “autobús”. No en vano, de su nombre deriva el término “amarrategui”, sinónimo de excesiva precaución y falta de atrevimiento. Imprescindible para comprender el fútbol patrio de los años setenta y ochenta, Maguregui se manejaba con tanta personalidad en la pizarra como en el circo que la rodea. Uno de sus recursos favoritos, especialmente cuando dirigía al Racing de Santander, era echar mano de la manguera. No había llovido en Cantabria en toda la semana pero, por arte de magia, El Sardinero era un barrizal a los cinco minutos de juego. Menguando la capacidad técnica del rival, los equipos de Maguregui podían explotar su principal virtud: el poderío físico. Para completar el plan, era habitual el marcaje individual sobre la estrella creativa del adversario. Y en ocasiones, la marca personalizada se extendía por todo el campo. Sin rubor, y sin complejos.

Pero antes de sentarse en el banquillo, Maguregui fue futbolista. En concreto, centrocampista. Fue siete veces internacional y desarrolló la mejor parte de su carrera en el Athletic de Bilbao, durante la segunda mitad de la década de los cincuenta. En palabras de Alfredo Relaño, la sociedad que formaba con Mauri en la medular era “el toque mágico” de un Athletic que ganó una Liga y tres Copas. Una de ellas, en Chamartín, culminando la remontada vasca al cabecear con acierto una falta que botó Gaínza. Para marcar el gol más importante de su vida, Maguregui saltó y cayó sobre el césped, todavía húmedo por la tormenta estival que azotó Madrid en la previa. Quizá, en el fondo, todo se limite a la nostalgia, y sea aquel recuerdo feliz lo que justifique el posterior amor por la manguera.

Empezó entrenando durante un año al Miravalles, de su pueblo natal, tras lo que pasó por el Sestao Sport. Su buen hacer en este equipo le llevó a dirigir al Racing de Santander, en Segunda, en 1972. Con un equipo desconocido, consiguió el ascenso a Primera, después de 11 años. La temporada siguiente (1973-74) el equipo descendió, pero Maguregui fue mantenido en el cargo, y la siguiente temporada (1974-75) volvió a ascender. Mantuvo durante dos temporadas más al Racing en Primera.



Maguregui llegó al Celta en noviembre de 1977, tras la dimisión del entonces entrenador del equipo vigués, Toni Cuervo. Tras un inicio de liga revuelto en el club celeste, con Maguregui las aguas volvieron a su cauce, y el Celta ofreció una buena imagen, a pesar de que su fútbol era poco vistoso, sobre todo lejos de Balaidos, donde Maguregui ponía el autobús. El Celta consiguió el ascenso con el técnico vasco, pero una serie de problemas en la renovación de su contrato, hacen que Maguregui se marche dolido y no pueda entrenar al equipo en primera división.

En 1978 fue contratado por la AD Almería. Aquí hizo historia, al lograr el primer ascenso de la historia del club, en la temporada 1978-79, y la siguiente lo colocó en novena posición. Esta brillante trayectoria motivó su contratación por el Espanyol, donde permaneció tres años, tra slo que regresó a Santander, para devolver al Racing a Primera en la temporada 1983-84. Lo mantuvo en la categoría otras dos temporadas, pero la siguiente el equipo no pudo evitar el descenso. En total estuvo 9 años en el club montañés, lo que le convierte en el entrenador con más encuentros disputados del Racing.

Lo que aconteció con Maguregui y si no renovación tras el ascenso, se repitió tras el ascenso en 1987 de la mano de Colin Addison. En esta ocasión, y de cara a la temporada 1987-88, fue Maguregui el que cogió las riendas del equipo vigués para la nueva campaña en primera.


Después de mantener una buena línea durante toda la temporada, el equipo se fue desinflando en la segunda vuelta. Por ello, y por las presiones que motivaron su acuerdo con el Atlético de Madrid para la temporada próxima, dimitió en la jornada 30, con el equipo en séptima posición. Nada más dimitir ya se incorporó al Atlético de Madrid como entrenador 'de facto', siendo él quien realmente entrenaba aunque no lo ejerciese. Esto motivó la dimisión de José Ufarte. Tras una pretemporada pésima, fue cesado en la jornada 5.

Regresó a Vigo finales de la temporada siguiente, la 1989-90, en la que llegó de nuevo al Celta para tratar de conseguir la salvación, objetivo que finalmente no consiguió. Comenzó la siguiente campaña con el equipo en segunda, pero pronto fue sustituido por Txetxu Rojo tras el mal inicio del equipo en aquel campeonato. Fue su última etapa en el Celta.


TRAYECTORIA
Miravalles
Sestao Sport
1972-1977 Racing de Santander
1977-1978 RC Celta de Vigo
1978-1980 Almería
1980-1983 Espanyol
1983-1987 Racing de Santander
1987-1988 RC Celta de Vigo
1988 Atlético Madrid
1988-1989 Real Murcia
1990 RC Celta de Vigo


TRAYECTORIA CON EL CELTA
* 1977-78: (2ª División) 27 partidos
* 1987-88: (1ª División) 30 partidos
* 1989-90: (1ª División) 9 partidos
* 1990-91: (2ª División) 18 partidos

1ª División
39 partidos
14 Victorias
9 Empates
16 Derrotas
41 Goles a favor (1,05 por partido)
45 Goles en contra (1,16 por partido)
Progresión de puntos en Temporada completa: 49,69 (3 ptos por victoria, 38 partidos) partidos)


2ª División
45 partidos
15 Victorias
21 Empates
9 Derrotas
49 Goles a favor (1,08 por partido)
35 Goles en contra (0,77 por partido)
Progresión de puntos en Temporada completa: 61,60 (3 ptos por victoria, 42 partidos) partidos)


TOTAL DE PARTIDOS EN EL CELTA EN LIGA: 84

* Fuentes: (Historia del Celta FV, Diarios de futbol, Mundo Deportivo, LFP)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada